Seleccionar página

Impacta COVID-19 resultados de industria automotriz

Impacta COVID-19 resultados de industria automotriz

 

México.- Al cierre de mayo, la industria automotriz fue impactada por la crisis sanitaria, pues reportó las peores cifras desde hace más de una década, al grado que tan sólo en dicho mes, la producción de vehículos en México cayó 93.7 por ciento; la exportación disminuyó 95.1 por ciento, en tanto que el mercado interno hilo 36 meses a la baja con una disminución de 59 por ciento.

En videoconferencia de prensa conjunta la industria automotriz, integrada por AMIA, AMDA, INA y ANPACT expusieron el impacto del cierre de actividades por COVID-19, por lo que solicitaron urgentemente que se reactive toda la cadena automotriz, incluyendo las distribuidoras de vehículos y los pisos de venta, a fin de evitar que cientos de pequeñas empresas quiebren.

Al respecto, el director general de la Asociación Mexicanas de la Industria Automotriz (AMIA) Fausto Cuevas Mesa, detalló que en mayo la producción de vehículos tuvo un retroceso de 93.7 por ciento en comparación con el mismo mes del año pasado; así en mayo de este 2020 se produjeron 22 mil 119 unidades, esto es, 327 mil 941 unidades menos.

En el acumulado de enero a mayo, apunto que las cifras se suavizan, pero registraron una caída de 43.2 por ciento, con lo cual la producción de vehículos de enero a mayo está en 934 mil 234 unidades, muy lejos del millón 643 mil vehículos producidos en el mismo periodo de 2019.

Sobre la exportación también en mayo, dijo que se reportó un desplome de 95.1 por ciento, al grado que se comercializaron poco más de 15 mil unidades lo que comparado con los 304 mil 867 vehículos exportados en 2019, muestra ya el impacto de la crisis, al haberse dejado de producir 289 mil 779 autos.

Sobre el acumulado de enero a mayo, las exportaciones presentaron una disminución de 42.4 por ciento, lo que equivale a comercializar solo 822 unidades, contra el millón 426 mil vehículos exportados en los primeros cinco meses de 2019.

Al respecto, el director general adjunto de la Asociación Mexicana de Distribuidores Automotores (AMDA) Guillermo Rosales Zarate, reportó que el mercado interno automotor hilo 36 meses a la baja, tendencia que se exacerbó como consecuencia de la crisis sanitaria.

De tal manera, en mayo se reportó una caída de 59 por ciento respecto al mismo mes de 2019, vendiéndose al público vía remota, más de 42 mil unidades, muy distantes de los más de 100 mil autos vendidos un año antes. Y en el acumulado de enero a mayo, la baja es del 30 por ciento con una venta de 373 mil 608 unidades.

Para el resto del año, considerando el profundo impacto en la economía derivado de la pandemia, el sector automotriz estima de manera preliminar, según el directos de AMIA, Fausto Cuevas, que en la producción automotriz caerá entre 20 y 30 por ciento, y las exportaciones otro 33 por ciento, pero -advierte- que esto aun dependerá de cómo se reactiva la economía, y cómo se comportan los mercados principalmente en Estados Unidos que el primer mercado a donde México exporta.

Por su parte, el director general de AMDA, Guillermo Rosales, estima que para 2020  la tendencia a la baja continuará, con una disminución de 30 por ciento, esto si se da una recuperación acelerada de la economía con lo que se vendieran 900 mil unidades; pero en el caso de que la economía se estanque en el período post contingencia se esperaría una caída de 47 con la comercialización de solo 700 mil unidades.